La medicina tradicional china ha utilizado desde tiempos remotos una técnica de diagnóstico basada en la lectura de la cara. Es una disciplina llamada Mien Shiang cuya traducción literal es: 

Mien = cara

Shiang = lectura                                                      

A través de las líneas del rostro, las arrugas, las imperfecciones, rojeces o cambios de tonalidad, el  rostro refleja  nuestro estado de salud, así como nuestro estado emocional. Todos hemos identificado en nuestros semejantes alguna vez un estado de ánimo determinado; la felicidad se refleja en la expresión y tambien la pena o la preocupación.

Todo esto no es nuevo, la cara es reflejo del alma, dice el refrán, pero lo que quizá sea nuevo es saber que a través de la cara se pueden identificar problemas de salud físicos, pues cada zona del rostro está relacionada, conectada con un órgano interno determinado y eso nos permite identificar si el estado de dicho órgano es el deseable.

En la imagen vemos  delimitadas esas zonas:

                 

                                                        diagnosis facial

Vamos a ver a qué parte de nuestro organismo pertenece cada una:

1- Sistema genital. En esta zona quedan excluídos los labios, que reflejan el estado del estómago en el caso del labio superior y el intestino en el caso  del labio inferior. Las comisuras de los labios están relacionadas con el duodeno.

2- Vejiga.

3- Intestino delgado.

4- Intestino grueso.

5- Bazo.

6- Riñones.

7- Hígado y vesícula biliar.

8- Pulmones.

9- Estómago.

10- Corazón.

11- Bronquios  (orificios de la nariz).

Y ¿cómo podemos "leer" lo que nos dice el rostro? Deberemos observar cuatro cosas:

-COLOR.

El enrojecimiento en la zona 8 que pertenece a los pulmones, nos indica que hay inflamación, la palidez es debilidad y anemia.

La punta de la nariz 10, si está muy roja nos dice que el corazón está sufriendo sobrecarga y que hay exceso de tensión sanguínea; si está amoratada es porque hay toxicidad.

Si las ojeras 6 tienen un color oscuro detonan que estamos consumiendo sal en exceso por lo que los riñones están trabajando de más.

Los labios sonrosados denotan buena salud pero si su color es oscuro nos avisan de mala circulación y si están amoratados es porque hay gran toxicidad, sin embargo si su color es pálido quiere decir que sufrimos anemia.

-INFLAMACIÓN.

La nariz abultada nos dice que el corazón está dilatado.

Las bolsas debajo de los ojos indican que estamos reteniendo líquidos.

-SEÑALES (ARRUGAS, LÍNEAS).

Las lineas verticales muy marcadas en la zona 7, entre las cejas, nos dicen que el hígado o la vesícula tienen o tendrán pronto algún problema.

La hendidura central en la punta de la nariz puede significar murmullos en el corazón y falta de minerales.

La línea de expresión que va de los laterales de la nariz a las comisuras de los labios, si está muy marcada puede significar carencia de actividad sexual.

-ERUPCIONES.

Espinillas o granos en la zona de los pulmones aparecen por exceso de mucosidad.

En la zona de los riñones podría avisar de la presencia de de cálculos y tambien acumulación de grasa.

En las zonas 2, 3 y 4 significa exceso de acidos grasos.

En los labios, los herpes, las grietas, resecamiento,...nos deben de hacer vigilar nuestro sistema digestivo.

Ahora ya no os mirareis al espejo de la misma manera ni vereis con indiferencia las caras de la gente que os rodea.

Esto es simplemente una orientación y en todos los casos es el médico quien debe de hacer un diagnóstico preciso de cada dolencia basándose en pruebas específicas para cada caso concreto, sea medicina china o tradicional, eso ya, a la elección de cada uno.